‘El trasvase se decide en Madrid’

Hoy Heraldo ha publicado un artículo de opinión que he escrito sobre el retorno de la amenaza del trasvase, no sólo por el compromiso electoral del PP al respecto o por la irresponsable propuesta del Presidente del PAR en Valencia, sino por el Reglamento de Planificación Hidrológica aprobado recientemente por el Gobierno de Zapatero y que regula cómo hacer trasvases en España. Toda una amenaza seria para el desarrollo futuro de Aragón. Por eso, hemos ido a la Comisión Europea para denunciar este reglamento trasvasista. Por responsabilidad y por dignidad.

El trasvase se decide en Madrid
Bizén Fuster, Diputado de Chunta Aragonesista (CHA) en las Cortes de Aragón

Hemos repetido hasta la saciedad que no nos fiamos ni de PP ni de PSOE en relación con el Trasvase. Juntos aprobaron en Valencia y en Madrid un Estatuto Valenciano que reconoce el derecho a usar las aguas supuestamente excedentarias del Ebro y hoy es una Ley Orgánica del Estado, con plena vigencia. Uno y otro aprovecharon sus mayorías absolutas para presentar un trasvase: en 1992 el PSOE de Felipe González y en 2000 el PP de Aznar, y ninguno llevaba en su programa electoral ni una sola referencia al trasvase del Ebro o a algún otro.

Vimos en el debate Rajoy-Zapatero como éste reprochaba a Rajoy que ya no lo llevaban en el programa, en un intento de enfrentarlo a los electores del Levante (pese a que Marcelino Iglesias dice aquí en Aragón todo lo contrario respecto al PP) y escuchamos con preocupación las afirmaciones de ambos partidos en la Comunidad Valenciana, Murcia o Andalucía. Y es que en los dos partidos la nómina de dirigentes trasvasistas es elevadísima. En el PP, con Aznar, Rajoy, Zaplana, Camps, Valcárcel, Arenas… La lista es interminable, pero en el PSOE no se quedan a la zaga: Alfonso Guerra, Jordi Sevilla, Manuel Chaves, Teresa Fernández de la Vega, José Bono, etc. La pregunta es sencilla: ¿quién nos garantiza que no se planteará un nuevo trasvase del Ebro si PSOE o PP tienen mayoría absoluta? Nadie. La moraleja también es clara: sólo Chunta Aragonesista garantiza una oposición firme, rotunda, sin matices ni dudas a cualquier trasvase del Ebro (sobre todo después de que Biel fuera a Valencia a proponer una nueva modalidad de trasvase desde el Delta).

Sin embargo, aún hay más: CHA ha tenido que presentar una denuncia ante la Comisión Europea por el Reglamento de Planificación Hidrológica 907/2007 aprobado por el Gobierno del PSOE, en julio pasado y a escondidas, que considera los trasvases como una solución ordinaria y generalizable, lo que supone infringir la Directiva Marco del Agua de la Unión Europea. Este reglamento trasvasista constituye un auténtico manual de instrucciones para tramitar un trasvase a partir de ahora.

Hace unos días hemos conocido que la Comisión Europea insiste, en su Comunicación “Afrontar el desafío de la escasez de agua y la sequía en la Unión Europea”, en que “la interrupción o el trasvase de caudales cambia inevitablemente la situación de las masas de agua y por ello están sometidos a estrictos criterios específicos”. Igualmente, alerta contra las consecuencias medioambientales y sociales de los trasvases, y los plantean “como solución última y sólo en algunas circunstancias, sometidos a estrictos criterios específicos y siempre que se hayan aplicado previamente todas las medidas preventivas” (ahorro de agua, política de tarificación y soluciones alternativas).

En su artículo 67 el Reglamento dispone que el Plan Hidrológico Nacional (PHN) contendrá, en todo caso, “la previsión y las condiciones de las transferencias de recursos hidráulicos entre ámbitos territoriales de distintos planes hidrológicos de cuenca”, así como “la declaración como obras hidráulicas de interés general de las infraestructuras necesarias para las transferencias de recursos”.

Y el artículo 69 dice que “en el PHN se contemplarán y especificarán las transferencias de recursos entre distintas demarcaciones hidrográficas, estableciendo las condiciones a que han de ajustarse. Para cada una de las transferencias previstas, se establecerá el volumen anual así como los condicionantes que puedan temporalmente modificar dicho volumen”. Es decir, se regulan las condiciones de los trasvases.

Este Reglamento mantiene viva la amenaza real de futuros trasvases. CHA, a pesar de haber denunciado públicamente su contenido y de haber pedido su rechazo expreso en las Cortes de Aragón, no ha obtenido hasta la fecha ninguna señal de que el Gobierno de Aragón ni los partidos que lo sostienen, PSOE y PAR, compartan nuestra preocupación. Por este motivo hemos decidido acudir a las instancias europeas, en la seguridad de que encontraremos en ellas el apoyo necesario para que este Reglamento, tan perjudicial para Aragón, pueda ser revocado. Mientras tanto, la decisión de si se proyecta o no un Trasvase del Ebro se sigue tomando en Madrid.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s