Carta sobre Yesa

El diario El País publica hoy una carta al  director sobre los deslizamientos en las obras del recrecimiento de Yesa firmada por Pedro Montserrat, investigador y Fundador del Instituto Pirenaico de Ecología de Jaca. Es, con alguna variación -supongo que porque ha sido editada para ajustarse al espacio- la misma carta que ha aparecido esta semana en medios aragoneses, como el Diario del Altoaragón. Desde mi blog, también quiero contribuir a darle difusión. Porque en esta asunto no nos podemos callar:

“No puedo callar ante la invasión del Pirineo por quienes lo destruyen sin esperar la opinión del entendido ni la decisión de los jueces. Talaron el magnífico robledal junto a la presa y así se ha reactivado la bajada del “manto coluvial”. Eso era previsible y más aún por quienes teníamos antecedentes personales desde los años cincuenta, antes de que se construyera la presa que peligra; son muchas toneladas “descansando” sobre la marga eocénica impermeable, un “lubricante” peligroso al estar junto a la presa y no lejos de una “joya” en el camino de Santiago, la ciudad de Sangüesa con muchas personas en peligro.

Como iniciador con el amigo Balcells del Centro pirenaico de Biología Experimental, Consejo Superior de Investigaciones Científicas, el actual Instituto Pirenaico de Ecología, quiero mencionar su magnífico Departamento de Geomorfología en Zaragoza y además destacar la incongruencia de que “no se utilice” nuestra experiencia –de Organismo nacional pagado por todos- antes de permitir los abusos que se cometen, tanto en Sallent como Panticosa, donde se han reactivado tantas erosiones peligrosas”. 

Anuncios