No quieren blindar el Ebro

Esta mañana ha sido rechazada en el pleno de las Cortes nuestra propuesta para modificar la ley del Plan Hidrológico Nacional, de manera que estableciera la obligatoriedad de que cualquier proyecto de trasvase hidráulico entre cuencas tenga el apoyo de todas las Comunidades Autónomas afectadas. PSOE, PP, PAR e IU han votado en contra. Según ellos, con la reforma del Estatuto de Aragón estamos ya suficientemente protegidos. En nuestra opinión no es así, pero aunque así fuera, ¿por qué se niegan a tener un instrumento más para evitar el trasvase? No podemos olvidar que existe una amenaza real de trasvase, no sólo porque el Estatuto valenciano deja la puerta abierta a él, sino porque las Cortes de esta comunidad, igual que el parlamento murciano se pronuncian periódicamente a favor. Y el PP estatal sigue creyendo que es una buena idea. Y, lo peor, el PSOE no dice tajantemente que está en contra. ¡Si hasta el ministro Jordi Sevilla defendió públicamente el minitrasvase a Castellón!

Anuncios